Thermomix® Mallorca

Catalina Ballester Gost

Hola, Soy Cati Ballester, comercial de la Delegación de Palma de Mallorca. Llevo trabajando en Thermomix® desde el año 2010. Nací en Sa POBLA , donde aprendí la cocina mallorquina de la mano de mi madre , recetas de toda la vida que he adaptado a Thermomix® .  Para mi será un placer compartir con todos vosotros las recetas que hago en mis talleres y clases de cocina. Algunas de ellas muy conocidas y que han salido en televisión. Me gusta la cocina fácil, creativa soy fan del buen gusto y de la decoración en la gastronomía.Deseo que las recetas que encontréis en esta sección del blog os gusten tanto como a mi. 

Hola, Soy Cati Ballester, comercial de la Delegación de Palma de Mallorca. Llevo trabajando en Thermomix® desde el año 2010. Nací en Sa POBLA , donde aprendí la cocina mallorquina de la mano de mi madre , recetas de toda la vida que he adaptado a Thermomix® .  Para mi será un placer compartir con todos vosotros las recetas que hago en mis talleres y clases de cocina. Algunas de ellas muy conocidas y que han salido en televisión. Me gusta la cocina fácil, creativa soy fan del buen gusto y de la decoración en la gastronomía.Deseo que las recetas que encontréis en esta sección del blog os gusten tanto como a mi. 

Mermelada de albaricoques y conservación

18 mayo 2022

Tiempo de preparación 01:00:00 mins

Ración para 4 personas

18 mayo 2022

¿A quién no les gustan los albaricoques?


La verdad es que no conozco a nadie... Ricos en vitamina A, vitamina C, calcio y magnesio... Es por ello que se recomienda incluirlos en nuestra dieta y una forma fácil de hacerlo es preparar una mermelada. En este caso prepararemos una mermelada de albaricoques pero os dejo las recomendaciones para usar otra fruta, hacerla apta para diabéticos o personas que no quieran incluir azúcar en su dieta. Así pues, para cocinarla deberéis elegir de los ingredientes, la fruta y azúcar o dátiles o sacarina, dependiendo de nuestra elección. 


Las frutas según su estado de madurez presentan más o menos líquidos. Las frutas maduras en exceso o pasadas no se deben usar. Las recetas de mermeladas no son exactas, así que busca el punto de densidad que te guste en cada momento. Las mermeladas cuando se enfrían se ponen más densas, tenlo en cuenta a la hora de espesarlas y darles más tiempo de cocción. 


Para comprobar la consistencia de nuestra mermelada, una vez hecha, coge una cucharadita de mermelada, la ponemos en un plato y al frigorífico. Así, después de unos 10 minutos, podremos comprobar si la textura es de nuestro agrado.  


Para dietas especiales, como los diabéticos, en lugar de usar azúcar, utilizaremos sacarina, que no se modifica con el calor, y en la proporción de dulzor que te guste. Para espesar podemos usar el corazón de una o dos manzanas que contienen pepita y hará de espesante o una cucharadita de agar-agar.


Para personas que no quieran incluir azúcar ni edulcorantes, una buena opción es usar dátiles. 


Para la conservación, herviremos o esterilizaremos los tarros que se deseen usar, escurriremos el agua y rellenaremos con nuestra mermelada casi en su totalidad. Cuando estén llenos, les daremos la vuelta para hacerles el vacío hasta que estén a temperatura ambiente. Esta es una formula casera, pero puedes pasteurizarlos. 


Para la pasteurización o baño maría, los botes llenos y cerrados se tienen que colocar de pie en la cazuela. Se echa el agua fría hasta cubrir totalmente los botes y se sube el agua de 2 a 5 cm por encima de estos. Tienen que quedar totalmente sumergidos y se cuenta el tiempo de baño maría desde que el agua comience a hervir. Cuando pasan 20 o 30 minutos hirviendo, se apaga el fuego y se dejan dentro de la olla hasta que el agua se temple y se pueda meter la mano. Se dejan boca abajo hasta el día siguiente. Al día siguiente, los limpiamos y ponemos boca arriba, comprobando el cerrado. Si la tapa cede a la presión es que no está hecho el vacío. La tapa debe estar hacía abajo de forma cóncava, de manera que cuando se abr debe sonar un "click o plof". 


Para la limpieza y conservación de los envases, los botes tienen que estar muy limpios y, en el caso de ser reciclados, se debe haber eliminado el olor de lo que contenían. Si se van a guardar vacíos durante largo tiempo, suele ir bien echarles unos granos de arroz dentro, los cuales absorben la humedad y el olor residual. 

Ingredientes

  • 1 kg de albaricoques limpios y sin hueso
  • 650g de azúcar (opcional)
  • Diabéticos: 2 cucharadas de sacarina + 2 corazones de manzana o agar-agar (opcional)
  • 200g de dátiles (opcional)

Pasos de la receta

1 Paso

Lavamos y quitamos los huesos a los albaricoques. 

2 Paso

Los ponemos en el vaso y vertemos encima alguna de las 3 opciones que deseamos: el azúcar, la sacarina o los dátiles.  Dejamos reposar 1/2 hora. 

3 Paso

Triturar 15 segundos en velocidad 4.

Pon el cestillo sobre la tapa (para evaporar líquido) y programa 30 minutos, 100º y velocidad 1. 

4 Paso

Dejamos reposar.

Si la queremos más espesa y de un color más intenso, hay que repetir la cocción las veces que se desee. 

El tiempo de preparación es sin contabilizar el proceso de conservación. Las cantidades dependen del tamaño de los tarros que usemos.

EXPORTAR LA RECETA A TU COOKIDOO®

Copia la URL de la receta y pulsa en "Exportar receta" para exportarla a Cookidoo®.

A continuación, en la página de Cookidoo® deberás dar al botón "+" y después pegar la URL.

Exportar receta
Solicita demostración